Posted by : Dani López 20 septiembre 2010

Ponerle peros al estreno de Boardwalk Empire en el aspecto técnico sería hacer una declaración abierta y directa sobre no tener ni idea de qué se habla (aquí el que les habla no es que la tenga, pero lo mínimo lo llevo dentro) porque a nivel de ambientación, dirección, actores, producción y demás, no creo que se le pueda poner un pero al resultado. Pero es que, faltaría más: si te gasta chorrocientos millones para un piloto, contratas a grandes actores y tienes un pedazo de director (que no sé sí, como es también productor, habrá trabaja "gratis" :P), no puedes permitirte hacerlo mal por respeto a los que tienen menos y hace un gran trabajo. Ahora bien, no es un secreto, más bien es una verdad absoluta, que en una serie hay mucho más que lo técnico: hay personajes, hay diálogos, hay argumentos y hay sensaciones y, si éso falla, será como tirar el dinero a una barbacoa para hacer chuletas. ¿Consigue la serie, pues, poner lo que tiene que poner en pantalla para ser una de las grandes? Vamos a verlo pero, por ahora, le falta algo.


El piloto me ha gustado y creo que introduce elementos de sobra como para que nadie se baje del tren, pero aún le falta para ser una de las grandes. Siendo justos, a muchas de las grandes les hizo falta unos episodios para demostrarlos que lo eran, pero después terminaron demostrando de qué eran capaces. Lo que pasa con Boardwalk Empire es que, a pesar de ser tan inusualmente maravillosa a nivel técnico, esperamos que lo demás brille a la misma altura y, por ahora, creo que sólo nos ha demostrado, a modo de planteamiento y base de lo que vendrá, su lado más convencional, paradójicamente. El argumento aún es demasiado sobrio y obvio, como me decían en Twitter, nada que objetar en cuanto a su corrección pero, sí, yo espero más que de su corrección mostrada a la hora de meternos en la Atlantic City de los felices años 20 y la ley seca: por momentos hay tantos elementos que me parecía recordar del divertido Homer vs. the Eighteenth Amendment... y, cuando no, sólo sentía que me estaban poniendo los cimientos de lo que puede ser una gran serie. Es justo reconocer que es normal, puesto que estamos ante algo basado en historia reciente que no puede ser del todo original, pero aún así, sentí que faltaba algo. Pero, la verdad, no creo que sea para preocuparse. Igual el piloto me pareció demasiado largo y al final eché de menos algo. Igual estoy tonto (éso fijo) o tenía las expectativas demasiado altas ye estoy juzgando con demasiada dureza el episodio, con tanto nombre y con tanto hype. En cualquier caso, ni en sueños me voy a alejar (pese a que tengo cosas de sobra que ver, y más a partir de esta semana, de mañana para empezar) de esta serie, que puede llegar a ser muy buena, una obra maestra, pero que tiene que hacerlo muy bien para que para mí llegue a la altura de las mejores. Por ahora ha hecho muchas cosas bien y, de hecho, en mi opinión la segunda mitad del piloto tiene más chicha que la primera y da mejor con las teclas, simplemente, soy ambicioso cuando dicen que van a darme algo muy bueno y espero que lo sea, quizás hasta en cosas que ni puede ni tiene que ser tan "buena".

2 Comentarios.

  1. Kratos says:

    A mí me ha parecido una maravilla de piloto tanto técnicamente como a nivel de guión. Me ha recordado mucho, inevitablemente a la genial película "The Roaring Twenties". Yo tenía expectativas muy altas y para mí a cumplido de sobra. Es más, el episodio se me hizo incluso corto y me dejo con muchas ganas de ver el siguiente. De todas maneras como bien dices, muchas veces que no nos acabe de conquistar el piloto no quiere decir nada, igual en un par de episodios te maravilla a tí también.

    Un saludo!

  2. Dani says:

    Espero que sea así, porque realmente me apetece, pero este primero, ya lo has leído, aún no llega ahí.

Posts // Comentarios

¡Mis libros!

Últimos comentarios:

Previously on...

Nos enlazan:

- Copyright © 2002 Freak’s City -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -