Posted by : Dani López 03 marzo 2011

Terminó Episodes su temporada después de emitir 7 capítulos los domingos a las 21:30 en Showtime, un número de episodios que no suele ser el que tienen las series de la cadena de cable premium de la CBS: ¿es parte de la broma y comparación con las series británicas, al igual que no darle título a los capítulos más allá del número que eran (eh, hay que reconocer que así no hay forma de equivocarse al verlos)? [Ah, a lo anterior yo creo que sí].


En cualquier caso, me parece que la primera temporada ha tenido el espacio necesario para desarrollar las bases y más. Daré cierto crédito a quien dice que algunas cosas han podido ir más rápidas o precipitadas de lo deseado, pero tampoco mucho: lo que ocurre al final del penúltimo episodio, se ve venir desde que empieza la serie. Pero la previsibilidad del hecho no le quita fuerza como golpe de efecto, desde mi punto de vista, y está muy bien aprovechado en la season finale para crear un punto de partida que enganche al público el año que viene. Hablando del último episodio, y por seguir con el tono, sin spoilers, creo que el tramo de episodio desde la escena en el garaje de Matt hasta el final, está perfectamente construido y es, a falta de una palabra mejor, un descojono.

Es curioso porque, como comedia, Episodes ha sido un animal extraño, abrazando la comedia que bebe de lo incómodo, de la hipocresía, de lo absurdo de la vida real, de exagerar las falsedades de la industria y, un poco, del choque cultural británico-estadounidense. Al mismo tiempo, se ha detenido en hacer comedia de lo que no lo es tanto o de sacarse de la chistera momentos geniales dentro de momentos intensos. Por esos momentos más "serios", en algunos momentos sentí que la cosa chirriaba porque no parecía una comedia, ¿sería un "dramamedia"? Porque desde el principio había pensado en ella como una comedia pura y creo que no me equivocaba entonces sino ahora: esos momentos de mayor seriedad o de intensidad emocional, no son graciosos pero, o están dentro de un contexto que lo es, o están interrumpidos constantemente por cosas que lo son o su propia naturaleza los hace, de puro triste, divertidos y absurdos. El tramo del final del último episodio, como he mencionado antes, genial, es un ejemplo claro de esto, a todos los niveles.


Sin embargo, los momentos de comedia más "mainstream" me han resultado algo más torpes y mal integrados... eso sí, no puedo dejar de pensar, ya que a veces se parecen tanto a las escenas que vemos de Pucks, que hasta son un guiño también en ese sentido. Es más, si ya la serie de por sí es "meta" por tratar sobre el mundo de la televisión, actores y demás parafernalia, creo que la propia serie en sí y su existencia resultan una especie de analogía en algunos puntos con respecto a lo que se comenta de la serie dentro de la serie: se comentan cosas como dejar puertas abiertas para trabajar con un posible romance y se lleva al extremo, se habla de chistes y, como he comentado, hay momentos en que son igual de torpes... Esto es una reflexión de pacotilla, eso sí, pero me encantaría que fuera cercana en algo a la realidad, porque eso querría decir que los escritores de la serie tenían algo muy interesante en mente. Lo más probable, claro, es que no tenga nada que ver con la realidad, lo cual no quiere decir que la serie no tenga mucho que aprovechar, como hemos comentado, mucho de lo que reír (creo que, por ejemplo, las escenas de Merk son oro puro), detalles interesantes fuera de la comedia y una temporada más a la que aspirar que nos cuente cómo van las cosas después del este final que nos han ofrecido.


P.D.: no sé si hace falta que lo ponga, pero la puntuación es sobre 5... aunque si se lee el texto, creo que está muy claro que es así.

4 Comentarios.

  1. Elías says:

    Me ha parecido hilarante e hiriente a la vez. Una comedia con más crítica que brillantez, pero entretenida al fin y al cabo.

  2. Le ha faltado tiempo para asentarse, y auqnue a mí el último capítulo supuso una mejora significativa respecto a los otros seis, sigue teniendo muchos puntos que mejorar. Y bueno, lo primero es que nos esperabamos una comedia al uso y lo segundo, que a Showtime se la tiene en un altar y esperamos que nos enganchen desde el primer momento.
    Yo la veo mucho potencial para desarrollar, así me alegro que haya renovación.

  3. Yo me la quedo. Me ha encantado, lástima que la gente la menosprecie tanto porque ofrece algo distinto :(

  4. Dani says:

    Elías: Sí, tiene un poco de todo, sin duda. Y, desde luego, a mí aburrida no se me hace.

    martinyfelix: Yo creo que su concepto está asentado, pero bueno, sí que es cuestión de gustos. Lo de que parece seguro es que la segunda temporada la esperamos con ganas.

    Brian Edward Hyde: Sin duda ofrece algo diferente, una mezcla extraña, y por eso no ha gustado a muchos... pero también por otras cosas. De todos modos, yo también me la quedo, ya lo he dicho.

    Un saludo a todos.

Posts // Comentarios

¡Mis libros!

Últimos comentarios:

Previously on...

Nos enlazan:

- Copyright © 2002 Freak’s City -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -